Cuenta el periódico local alicantino “Diario Información” que el Rey Felipe VI y el Ministro de Educación, Cultura y Deporte comieron en un restaurante de carretera de Toledo cuando iban de camino a Madrid. Por 11 euros que vale el menú, pudieron degustar patatas con conejo, ensalada, carne y de postre un bizcocho y un plátano.

Si encontrar a un Monarca y a Ministro en un restaurante de carretera parece sorprendente en España, comer bien por muy poco no lo es. España es un país donde el buen comer forma parte integrante del estilo de vida. Existe un multitud de sitios en nuestro país que ofrecen menús o platos a la carta de una increíble calidad a un precio más que razonable.

La Costa Blanca es precisamente una de las zonas en España donde el viajero y el residente tienen a su alcance una multitud de bares y restaurantes que sirven todos los días unos exquisitos platos tradicionales por unos 9 o 10 euros.

En la provincia de Alicante, y especialmente en el sur de la provincia, se puede comer por 9 o 10 euros una paella para chuparse los dedos en Alicante, unas ricas carnes a la brasa y buenos postres caseros en Almoradí, un fabuloso cocido en Redovan, unas fantásticas lentejas en San Isidro… ¡La lista es larga y no exhaustiva!

El estilo de vida mediterráneo de la provincia de Alicante, la infraestructura social, sanitaria y educativa así como el interés que representa para invertir en viviendas convierte esta zona en unos de los destinos preferidos de los extranjeros para comprar una vivienda para vacaciones, estancias más larga e incluso para vivir de manera permanente.

Los últimos datos sobre turismo y compra de viviendas y terrenos por parte de residentes extranjeros confirman que la Costa Blanca y principalmente Alicante encabeza la lista de los destinos preferidos por los compradores internacionales.

Más información sobre  las razones por las que los extranjeros eligen la provincia de Alicante como destino preferido, haga clic aquí.

Pin It on Pinterest

Share This